11 tips para emprender un modelo de negocio «vital»

Muchos soñamos con emprender o estamos inmersos en un proceso de emprendimiento. Algo que no es tarea fácil, sobre todo si no te conformas con montar un negocio y lo que persigues es crear un modelo de negocio “vital”. Un modelo que esté alineado con lo que eres, y lo que quieres llegar a ser (con tu presente para conectar con tu futuro). Podría citar algunos referentes personales míos como Simon Sinek, Sergio Fernández, Marc Vidal, Victor Küppers o Chechu Salas, que además son grandes comunicadores, aunque la lista sería interminable… Pero creo que todos ellos tienen cosas en común, de las que podemos aprender mucho analizando su modelo de negocio “vital”.

1. Generan valor. Lo que hacen es valioso, crean valor para otras personas, marcas o empresas. Y el mundo está carente de propuestas que generen ese valor.

2. Potencian tus competencias. Saben lo que se les da bien y construyen un modelo propio sobre esas competencias. No tratan de imitar o ser lo que no son. Todos sabemos hacer algo de una forma especial. 

3. Son únicos. Derivado de lo anterior. Cuando generas valor desde tus competencias automáticamente lo que ofreces se convierte en un recurso escaso, y eso hará que tengas menos competidores.

4. Están en tendencia. Analizar las tendencias es clave para encontrar ese hueco o esa necesidad (insight) a la que dar respuesta en términos de propuesta de valor.

5. Evangelizan. Ellos no venden nada. Comunican evangelizando. Son grandes creyentes de su modelo. Y eso les genera una estrategia de contenidos propia y un modelo de relación más persuasivo y eficaz. Todos necesitamos creer en algo, hasta “no creer en nada” ya es una creencia.

6. Se han transformado en Gurús. El resultado de los cinco puntos anteriores es que, según van adquiriendo notoriedad y relevancia, poco a poco se convierten en gurús en sus áreas.

7. Son libres. Y ser un gurú en algo es muy bueno. No porque sea cool, sino porque te proporciona libertad. La libertad de hacer lo que realmente quieres hacer, aunque esa libertad haya conllevado tener que dejar “algo atrás”. Para avanzar siempre dejamos cosas atrás, son las leyes de la Termodinámica.

8. Les apasiona. Se les nota. Su modelo de negocio “vital” les apasiona, por eso precisamente es vital, porque cuando algo nos apasiona nos hace sentir vivos. ¿No es ese el sentido de la vida, sentirnos vivos?

9. Calidad de vida. Y por muchas horas y esfuerzo que tengan que invertir. Si les apasiona y les hace sentir vivos eso es calidad de vida.

10 Con un propósito que les hace sentir ¡ole, ole y ole!. Tener un propósito personal y vivirlo. ¡Eso es grande! No tener que vivir o interpretar el propósito de otro: de las marcas, de los políticos, de las ideologías… 

11. Viven de ello. No es el propósito, pero es la necesaria consecuencia. Poder vivir de ello.